Google y el vacío de los nuevos Nexus

nexus- 014

Los nuevos Nexus de Google corren riesgo de ser lo peor que han hecho en la línea desde el Galaxy Nexus. Y no es que haya algo decididamente malo sobre el Nexus 6 o la Nexus 9, ni siquiera sobre el Nexus Player. Son equipos con buenas prestaciones, bien diseñados, y con un precio que ya no será tan amigable como antes, pero que no deja de ser comprensible.

El problema está, uno podría decir, en el cambio de enfoque poco claro, que llega sin explicaciones por parte de Google, y que deja al usuario preguntándose que pasó, o peor, simplemente diciendo “Los Nexus ya no son lo que eran”.

Los nuevos modelos vienen, si, con las mejores especificaciones técnicas disponibles, y con la última versión de Android, Lollipop. Pero hasta ahí llega lo familiar para el usuario de Nexus. Esta vez el diseño parece apuntar al usuario promedio, en vez de al developer entusiasta.

Atrás quedó el color negro, el diseño agresivo que era una mezcla entre la masculinidad de la serie Droid de Motorola y la simplicidad del iPhone. Esta vez el color elegido para las imágenes de promoción es el blanco, e incluso los otros colores disponibles son más claros: un azul grisáceo para el Nexus 6, y gris azulado más un beige oscuro para la Nexus 9. Los bordes de ambos equipos son metalizados, con el smartphone manteniendo el mismo diseño curvo y redondeado que posee el Moto X en el cual está basado.

Nexus 6

Da la impresión de que Google decidió actuar en consecuencia al volumen en el cuál se vendían los equipos de esta línea, y por primera vez está vendiéndonos el hardware, en vez de la nueva versión de Android. Tanto es así, que el precio aumentó en consecuencia a la calidad del producto ofrecido.

Antes el objetivo era construir la mejor experiencia posible para el usuario, y poner el equipo en cuantas manos fuera posible. Que los developers y entusiastas experimentaran la diferencia entre el Android de Google, y el Android modificado de Samsung, HTC, Sony y otros.

Pero este ya no es el objetivo de la línea Nexus, y la razón es que existe Android One. Se trata de una plataforma de referencia en la que Google analiza costos de fabricación, y selecciona los componentes que permitan construir un equipo con cámaras frontal y trasera, procesador Quad Core, slot para memorias Micro SD, batería capaz de durar un día, y soporte para Dual SIM; todo esto por un costo menor a U$S 100 por unidad.

android one

Google hace la selección, y quienes se benefician son los fabricantes que participan del programa, porque no solamente ahorran en componentes, sino que se evitan el costo de la investigación. A cambio, los equipos deberán utilizar Android stock, y es Google quien queda a cargo de actualizar el SO con el compromiso de ofrecer la última versión a estos dispositivos por un período de dos años.

Los equipos Nexus ya no son los embajadores de Android, sino la experiencia premium. Y tiene sentido, pero el problema es que sólo tenemos conjeturas, y el usuario de equipos Nexus merece la explicación oficial. Estas “presentaciones” sin un evento tradicional, serán muy modernas, pero no siempre son efectivas.

Tuvo sentido presentar el Nexus 5 sin evento oficial, porque era una evolución natural del Nexus 4. Lo mismo para Motorola al presentar el nuevo Moto X (2014). Pero estos Nexus, en especial el smartphone, necesitaban un evento en el cual Google pudiera explicarse y compartir su visión con la audiencia.

Un smartphone de 6 pulgadas será un formato popular, pero no es para todos. Tampoco lo es el diseño distintivo de Motorola, ni los colores blanco y azul sin una versión neutral como el negro. Otras marcas pecan de hacer eventos innecesarios, queriendo vender una revolución basada en mejoras de calidad que ya no son los saltos de antes. Google esta vez, erró por lo contrario.

En el proceso, nos quedamos sin venta oficial de la Nexus 7, y nos presentan un Nexus Player que no sabemos si va a reemplazar al Chromecast o a complementarlo. ¿Es un experimento, o es un intento serio de competir con Apple TV y Amazon Fire TV? No hay comentarios al respecto.

Nexus Player

En definitiva, el nuevo lineup de Google plantea más preguntas que respuestas, y eso no es bueno en una empresa de su talla. ¿Lo peor? Tanto interrogante distrae del cambio más grande en Android que se haya visto en los últimos años: Android Lollipop y Material Design.

Google está cambiando de rumbo y eso es bueno, el problema es que está dejando confundidos y sin muchas opciones a los más leales de sus usuarios.

 

Update: Droid Life y The Verge llegan a la misma conclusión respecto al precio, Google va a depender de las ventas logradas a través de las operadoras. Como es de esperarse, el precio de los equipos en las operadoras sube o se mantiene igual respecto del precio al que se vende liberado, pero como parte del precio se suma al plan contratado, el precio inmediato parece menor.

En otras palabras, el precio de U$S 649 liberado puede transformarse en U$S 349 con un contrato de dos años en alguna operadora como T-Mobile, Verizon o AT&T.  Por ejemplo, el iPhone 6 Plus (64 GB) sale U$S 849 liberado, pero puede comprarse a U$S 399 con contrato.

Nuevamente, lo que queda claro es que Google jugó mal sus cartas: hubiera sido mejor llegar primero a un acuerdo con las operadoras y poder publicitar el precio con contrato, en vez de revelar el precio liberado que resulta literalmente el doble del modelo anterior. Y dado que los Nexus tienen el habito de venderse principalmente por Google a precio liberado, suponer mejores pecios a través de las operadoras no es una conclusión natural a la que pueda llegarse.

9 Comentarios

  1. Imposible de absorver, 6 pulgadas y 650 dolares. A menos que sigan vendiendo el 5 “Y” el proximo telefono tenga un tamaño mas amigable, la linea Nexus en telefonos está completamente muerta, destinada a meterse en una cueva humeda a 100 mts de profundidad. Las tablets todo bien.

  2. Las 6 pulgadas da para debate, pero era cuestión de gustos y constumbres, ya hasta hace poco nos quería las 5″ y ahora son mi base.
    Pero el precio se es fue de las manos, sale más del doble que el Nexus 5, literalmente te compras dos y te sobra. El note 4 va salir mucho menos en poco tiempo, peleado al precio del iPhone 6,y lleno de mejores opciones. A no ser que se planteen bajar el precio, acaban de perder un cliente…

    Pd: imaginen a cuento se conseguirá aca o.O

  3. Lo gracioso es que sale lo mismo que un iphone 6 y mas alla de las prestaciones, si consideras el valor de reventa usado, te va a convenir toda la vida comprarte un iphone y hasta saldria mas barato…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here