La última cerradura digital es alucinante

Las cerraduras de las puertas han sido algo que prácticamente se ha mantenido invariable a lo largo de los siglos: una llave, un agujero, meter y girar. Salvo excepciones, podríamos decir que, aparte del diseño y la seguridad, el mecanismo no ha cambiado desde su invención. Resulta curioso que, en la era digital en la que vivimos, no se le haya ocurrido a nadie mejorar este sistema para franquear puertas, aplicando toda la tecnología que exista y más para crear procedimientos más fiables, seguros y, sobre todo, cómodos.

Aunque esto no es del todo cierto, porque las cerraduras digitales existen desde hace años (con botoncitos, tarjetitas, dactilares, etcétera), acaba de llegar a nuestros oídos la aparición de un nuevo sistema, traído de la mano de la empresa americana estadounidense August, que va a revolucionar el mundo de la cerrajería hasta tales extremos que, si los precios ayudaran, los métodos actuales de cierre tendrían los días contados.

smart-lock

(August Smart Lock)

Aunque esto tampoco es del todo cierto, porque también existían cerraduras parecidas a ésta, pero la que aquí presentamos es bastante más moderna, mucho más eficaz y completa y, sobre todo, asaz más elegante y hermosa. Hablamos de Smart Lock, un sistema de August proyectado por el mismísimo Yves Béhar, el diseñador suizo responsable de galardonados proyectos industriales y de electrónica de consumo como el portátil del proyecto ‘One Laptop per Child‘, la videoconsola de código abierto Ouya o la línea de auriculares Bluetooth para teléfonos móviles Jawbone.

Smart Lock es el primer artículo de August, una empresa de productos de construcción que pretende hacer la vida más sencilla a los usuarios. Este nuevo sistema de cierre y acceso para el hogar funciona mediante un sensor Bluetooth de bajo consumo instalado en el dispositivo que permite a los usuarios utilizar su móvil (emparejado con el aparato) a modo de llave virtual.

Este sistema se puede instalar en cualquier puerta en menos de diez minutos, manteniendo la llave física. Se alimenta de un par de pilas que hace funcionar el dispositivo Bluetooth, haciendo que al acercarnos a la puerta, ésta se abra automáticamente, sin necesidad de sacar el teléfono móvil de nuestro bolsillo. Al entrar en casa (y también al salir) la puerta se cierra también de manera automática.

Despiece
(Despiece de Smart Lock)

Hasta aquí tendríamos el funcionamiento básico de Smart Lock, pero podemos ir más allá. Y es que con la instalación de la App correspondiente en nuestro teléfono celular, las capacidades y funcionalidades de este invento se multiplican. Por ejemplo, podemos asignar a distancia el derecho a alguien a entrar en nuestra casa con el solo hecho de proporcionarle permisos seleccionándolo en nuestra agenda. Asimismo, tenemos la posibilidad de otorgar acceso durante determinado tiempo (24 horas al día, 7 días a la semana, por ejemplo) a un miembro de nuestra familia y, al mismo tiempo, dejar acceso únicamente durante un par de horas de determinados días a la persona que nos hace la limpieza. La aplicación, junto con el aparato, almacena logs de acceso y salida, controlando en todo momento quién entra o sale y a qué hora.

Además, la aplicación incluye una función de libro de visitas que proporciona una red social segura y privada en la que los propietarios pueden, por ejemplo, compartir fotografías, historias y comentarios para que los huéspedes se sientan como en casa.

El aparatejo comenzará a venderse a finales de este mismo año 2013 a un precio inicial de 199,00 $ (algo caro, la verdad, pero es que es la novedad). Y es que según cuentan sus creadores, Smart Lock se hace a mano (ni más ni menos) y haciendo uso de materiales de primera calidad. Los detalles del diseño añaden tacto agradable y proporcionan indicaciones visuales sobre el estado de la cerradura y la duración de la batería, mientras que su diseño circular, su pequeño tamaño y la disponibilidad de una gama de colores lo hacen perfecto para la decoración de cualquier hogar.

Todo un lujo que, próximamente, podría convertirse en el día a día de nuestras entradas y salidas. Del tema de la seguridad ya vendrán a hablar otros detrás; y seguro que tienen para largo y tendido.

16 Comentarios

  1. Bluetooth es como dijeron mas arriba menos seguro que un paquete de Galletitas, yo tampoco ni loco dejaría mi seguridad en manos de eso, prefiero las cerraduras Samsung con botones http://www.samsungezon.com.ar/, o la clásica de toda la vida, pero Bluettoth ni ahí, saludos.

    • Anduve chusmeando el sitio de Samsung, la verdad hay algunas que parecen muy buenas, lo que todavía no llego a comprender es qué tan seguras son estas cerraduras electrónicas/biométricas/loquesea… alguien podría contarme un poco?

  2. Después de leer cuidadosamente el artículo, analizar las distintas variables y meditar profundamente sobre el mismo, llego a la inevitable conclusión filosófica a la que creo que la mayoría debe haber llegado después de verlo, y es ” que poronga ” (mejor dejamos que el chorro de la cuadra nos cuide la casa) antes de poner bluetooth a nuestra puerta (es bastante más seguro y más barato también).

    • Sin entrar en los detalles del Bluetooth, yo ya le desconfío a la alimentación a pila. Una cerradura tiene que ser independiente de la energía

      Bah, a menos que tenga normal cerrado y me cierre el tujes en ese ítem

      PD: Nada personal, pero me enerva leer americano, cuando en realidad debería decir estadounidense. Ni siquiera norteamericano. Esa maldita costumbre que han impuesto jajajaj

      • Totalmente de acuerdo. Corregido el término americano y cambiado por estadounidense. Es lo que tiene ser del otro del charco, que a veces no conoces las inquietudes y las manías de aquel otro lado.

      • El nombre del pais es estados unidos de america, no esta mal decile no estadounidenses, ni unidenses, ni americano, todo nombre es valido.

        A nosotros nos podrian decir republicanos tranquilamente

  3. ¿Por dicen que es inseguro por Bluetooth? Interceptar la transmisión es fácil pero seguramente debe estar encriptada, no creo que los delincuentes argentinos tengan la tecnología para hackear este sistema, pero podrían tener la pistolita para hacer saltar las cerraduras comunes.

    Ademas para poder desencriptar la clave el delincuente tendría que dejar un scanner para interceptar muchas aperturas de la puerta por varios días

  4. Me parece innecesario. Y si tuviera éxito sería por ser totalmente una necesidad inventanda.

    Sólo para quien no puede por impedimentos físicos esto tendría sentido. Para el resto de los mortales ya existen opciones que cumplen de sobremanera con el objetivo de una cerradura. ¿Son sistemas de mucha antigüedad? ¿Y qué? Sirven, sí.

    Esto además agrega innecesariamente desperdicios electrónicos y químicos a nuestro consumo, que en este caso, reitero, es totalmente innecesario.

  5. Más allá del tema del Bluetooth. Y si me roban el celu? Cómo hago después para entrar a mi propia casa? Y si el celular está sin batería? Y si pasa eso con la puerta? Me parece que por algo a lo largo de tantos años el sistema fue siempre el mismo.

  6. Como dice el dicho, no arregles algo que no está roto. Ya creo que todas las desventajas fueron señaladas, y que en realidad complica algo que de por si es sencillo. Ahora, lo de poner un mecanismo de horarios para que se permita o no entrar a determinadas personas habla muy mal de esas personas, si con decírselos no funciona.

    Por otro lado seria bueno leerte mas seguido Jonathan, me encantan tus artículos sobre todo de Teknoplof.

  7. Agarras un martillo, le pegas con ganas, le sacas las pilas, abrís la puerta. Agarras una sierra, cortas alrededor de la cerradura, abrís la puerta. Robas un celular en la calle, miras los datos, abrís la puerta. Seguramente debe haber algo que no te cuentan para que esto sea seguro en serio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here