Hace solo unos días Nacho publicó aquí en Tecnovortex un artículo que hablaba de los videojuegos como algo más que simple entretenimiento. Leyendo la entrada recordó que hace casi dos añoos escribí­ un post en un ya abandonado weblog personal donde hablaba del mismo tema.

Ese post mencionaba que el MOMA (Museo de Arte Moderno de Nueva York) había adquirido videojuegos para su colección, una novedad en ese momento. También hacía hincapié en una de las razones del MOMA para la compra, el ‘behavior’, que definen como la manera en la que conectás con el juego. Eso que hace Many Calavera no sea simplemente un vendedor de pasajes del limbo; sino que, de alguna manera, vos seas un vendedor de pasajes en el limbo.

Pero las noticias quedan viejas y todo eso es historia pasada. Aunque del post pude rescatar algo: la lista de juegos que me parecían los más poéticos. No soy un experto gamer, por lo que la lista está seguramente incompleta. Pero me parece un buen inicio.

Estarí­a bueno que, aprovechando que en Tecnovortex (¡por suerte!) sigue viva la tradición de los comentarios, usemos esa sección para intentar completarla lo más posible y hablar de esos juegos que te tocan no solo por lo divertido, sino por lo emocional.

Braid

braid

Braid es un juegazo. La primera vez que lo abrí­ no podía creer lo excelente de la animación que lo acompañaba, la calidad del dibujo que tení­a encima. Sinceramente, pocas veces vi tanto empeño en hacer que un juego de plataformas (al estilo “Mario”) se vea tan bien. Y vale la pena.

A pesar de la mención a Mario, no crean que Braid se parece. Braid lidia con temas complejos: el tiempo, la pérdida de un amor, el arrepentimiento, la búsqueda del no-sabemos-qué. Y lo hace de una maneras muy interesantes.

La primera y la más obvia son los pequeños fragmentos de libros que podemos encontrar antes de entrar en cada mundo. Estos fragmentos están escritos de una manera muy linda y clara; nos hacen acordar a esas historias de princesas y prí­ncipes que todos leí­mos alguna vez de chicos. De alguna manera, Tim es un príncipe raro: el ya había encontrado a su princesa y ahora la tiene que recuperar.

Pero la alusión a los temas profundos no se detiene cuando dejamos de leer estos libros y comenzamos el juego en sí­. Braid los tiene todo el tiempo presente. Hay rompecabezas de los clásicos, esos de madera, presentes durante todo el juego: el personaje busca algo, trata de recordar algo que ya no puede, trata de rearmar la realidad para recuperar eso que perdió. A su vez, todos los desafíos que nos presenta el juego se resuelven con la habilidad del personaje y de distintos objetos de modificar el tiempo, lo que se relaciona también con esa añoranza constante que Tim, nuestro personaje, no puede dejar de sentir.

No sabemos mucho sobre el pelirrojo con traje que controlamos, solo que cometió un error, algún error, que busca resolver. Pero con eso alcanza para empatizar durante todo el recorrido y para sentir lo que sentimos al final durante el final orquestado maravillosamente. Puedo decir sin temor a faltar a la verdad que el final de Braid está, seguramente, dentro de los tres mejores finales de videojuegos que vi en mi vida.

Super recomendado, lo pueden conseguir en su página oficial a U$20 (lo vale, en serio).

¡Ah! Un dato curioso. Según su testimonio en Indie Game: The Movie, un documental sobre juegos independientes, el creador de Braid se deprimió un poco cuando vio las reacciones a su juego. Le molestó que mucha gente no lo entendiera, que solo lo viese como “un Mario más” donde no hay nada más que saltar sobre bichos y pasar al siguiente nivel. ¡Gran error! Braid es mucho más que eso. Los enemigos y los desafíos son una excusa para algo mucho más profundo. Si lo jugás, tenelo en cuenta.

Minecraft

minecraft

Cualquiera que no haya vivido en un calabozo sabe del Minecraft. Más o menos. Pero lo genial del Minecraft es que saber del Minecraft “más o menos” no te alcanza para tener una idea de lo grande que es.

Minecraft es un juego bastante feo en un principio. La música suena a veces y a veces no. Los sonidos no son nada del otro mundo. Pero Minecraft revolucionó, y lo hizo por buenas razones: es un mundo abierto donde el rey sos vos, donde podés hacer lo que quieras, donde con un poco de ingenio podés hacer un sistema de trenes mejor que el argentino (aunque eso no sea tan difícil , y que, además, te permite vivir en un mundo infinito y generado aleatoriamente.

Pero todo esto no es suficiente. Al menos no para mi. Porque además de ser feo, el Minecraft no tiene historia. No tiene conexión. Uno no siente empatía por el personaje. No hay objetivos que cumplir, no hay nada así. Es un juego entretenido, sí­, pero nada más que eso… ¿o no?

Lo que me hace incluir al Minecraft en esta lista es su capacidad para hacerme cuestionar lo que es posible. La historia va así: un tipo comenzó a construir una computadora dentro del Minecraft. Si­, una computadora dentro de un videojuego. Una computadora dentro de una computadora. Es limitada, si­, pero es una computadora al fin: recibe datos y da una respuesta.

Ahora ya dejó de ser “un” pibe y hay varios que lo han hecho. Eso no lo hace menos increí­ble, si se puede, lo hacemos.

Creo que una gran característica del arte es que nos haga preguntar: ¿Qué es esto? ¿Es esto posible? ¿A qué punto va a llegar? Por eso soy fanático de las distopias, pero ese es otro punto. Lo relevante a este post es que Minecraft tiene una serie de posiblidades que ningún otro juego tiene, y eso lo hace algo digno de probarse y de considerarse hermoso, de alguna manera. Probalo, al menos para ver qué tan cerca llegás de construir tu propia computadora dentro de tu computadora.

Podés ver el video del mundo Minecraft con una computadora bastante avanzada acá. y también podés comprar el Minecraft a 20 euros (es un poco caro, pero si te gusta el estilo, fueron unos 100 y pico de pesos bien gastados. Yo lo compré hace años, cuando estaba 5 dólares, y todavía lo juego de vez en cuando)

Grim Fandango

grim-fandango

Grim Fandango es el único juego de esta lista que está acá no solo por mérito propio sino también por razones históricas.

¡Historia de videojuegos! ¡Repasemos! El Grim Fandango fue el primer juego de LucasArts en 3D. Esto fue un salto enorme y para muchos marcó el inicio del fin de las aventuras gráficas, esos juegos que consisten básicamente de un largo ejercicio de pensamiento lateral. De hecho, y con pocas excepciones, la mayoría de los gamers dirán que el Grim Fandango fue una de las pocas aventuras gráficas buenas en 3D, si no la única. También marcó un antes y un después por las ventas: Grim Fandango no cumplió las expectativas económicas. Esto llevo a un cambio en el mercado de videojuegos importante. LucasArts tuvo que cancelar varios proyectos y aceptar que “el mercado estaba cambiando”, lo que le llevó a dejar de lado sus aventuras gráficas más arriesgadas y entrar en una crisis que culminó con su desaparición hace muy poco. Una historia triste.

Pero las historias tristes (por sí solas) no hacen arte; los personajes y el ambiente sí­. Y es que Grim Fandango tiene eso de sobra. Los personajes del juego son inolvidables, con el mismísimo Many Calavera, un pobre obrero del limbo, a la cabeza. Otros personajes increíbles son Otis, el amigo loco, naranja y gigante; Domino Hurley, el malo de la pelí­cula y Mercedes, una mujer mistriosa y eje de la acción.

¡Ambiente! ¡Ay! Me pongo nostálgico de solo pensar en el ambiente del Grim Fandango. Es que cuando la Wikipedia calficica a un juego de neo-noir, uno se da cuenta de que está ante algo más que un simple point-and-shoot. Es que con escenas que quedan en la memoria, como esta, que tiene un estilo muy particular, donde recogés a una muerta del mundo de los vivos (recuerdo impresionarme de chico con la extrañez de esa parte del juego, una mezcla de miedo y curiosidad me invadió) o esta, donde el éxtasis de la cara de Otis se te contagia sí­ o sí­… En fin. Grim Fandango es tan bueno que es imposible siquiera explicarlo con palabras.

No hay que olvidar tampoco el guión: Grim Fandango tiene una de las historias más complejas y bien pensadas de la historia de los videojuegos. Hay celos, amor, odio, mafias… ¡todo está¡ ah ¡Empaquetado en algo que la mayorá del mundo ve como algo para nenes y pre-adolescentes!

Algo destacable sobre Grim Fandango es que logró mantener una hermosa comunidad unida por el amor a esta obra, luego de más de 10 años de haber sido publicada. La comunidad dibuja y escribe sobre el Mundo de los Muertos, donde se desarrolla la mayor parte del juego. Si esto no los convence de que están ante algo especial, no sé que podrá…

Uno tiene que jugar al Grim Fandango. Es así de simple. Es difícil encontarlo, porque es un juego viejo, pero un poco de Google debería ayudarlos. ¡Ya no! Ahora tenemos una remake que anda en Windows, Mac y Linux.

Dear Esther

dear-esther

Dear Esther es probablemente el juego más “artístico” de esta lista, y es porque se concibió desde el primer momento como un juego que en realidad no es un juego en el sentido clásico de la palabra. Es más bien historia contada desde el punto de vista que los juegos suelen usar. Es el único de la lista que la Wikipedia califica directamente como “un juego artí­stico”.

Pero eso no lo hace malo, para nada. Dear Esther trata de la muerte, de los recuerdos y de los ecos de esos recuerdos. Nos cuenta partes de una historia y nos obliga a llenar los blancos. Todo en el juego está pensando con ese fin: impactar y hacerte pensar en la historia. Hubo un choque, un accidente de tránsito y hay partes de una historia que uno no recuerda bien: uno recorre el camino que el juego nos propone tratando de unir los puntos que nos ayudan a descubrir la trama.

En el juego no hay nada como objetivos. Hay una torre a la que hay que subir, básicamente. Es como una larga caminata donde se entrecruzan fragmentos de un libro, recuerdos, música, la ambientación de la isla en donde te movés y tu propio personaje.

Hay otra cosa curiosa sobre Dear Esther y es que nunca es el mismo juego. Siempre cuenta la misma historia, pero a medida que uno lo va jugando una y otra vez los fragmentos relatados y su orden va cambiando. Es muy interesante de experimentar.

Dear Esther está 10 dólares y lo pueden comprar acá, sin embargo, si no están seguros, yo les diría que lo “prueben” antes de comprarlo: es un juego que no a todos les va a gustar y es muy corto.

TRAUMA

trauma

Trauma me hizo sentir miedo y felicidad. Me hizo pensar en fantasmas, en la muerte, en el tiempo, en la búsqueda, en varias cosas. Suena a exagerado, pero fue así

Trauma no es un juego clásico. Podríamos considerarlo como una serie de fotografí­as interactiva con una historia que hila todo, pero no le haría justicia: Trauma es un poco más que eso.

La historia de Trauma es simple, pero rara: sos alguien que sufrió un trauma (¡ah! ¿lo entendiste?) y vagás por varios sueños, buscando fotografí­as que te ayuden a reconstruir lo que es tu realidad. Cada vez que encontrás una fotografía, te explicás a vos misma (si­, sos una mujer) qué pasaba en esa foto y dónde es. Es muy tétrico, casi como escuchar a alguien casi muerto decir sus últimas palabras, y se relaciona con algo que me gusta mucho, la fotografía; pero eso no tiene que ver en esto. De vez en cuando, también, podemos escuchar como los médicos hablan con tu familia y se develan misterios del choque y de tu condición.

Este es el juego más difícil de explicar porque es el más raro: nunca jugé a nada como Trauma. Sinceramente, tienen que jugarlo para entender su atmósfera, y mejor si es con las luces apagadas, solos, con auriculares y concentrados. Les prometo: ninguna cara terrorífica va a salir de ningún lado. Pero la naturaleza opresiva del ambiente se puede entender solo así.

Trauma es, probablemente, el juego más aburrido de la lista. Me resultó más interesante que divertido. Y sin embargo, tiene algo que no te deja dejar de jugar. Uno quiere seguir, quiere descubrir los secretos de esta chica que se va contando a sí­ misma las cosas que le han pasado. Va persiguiendo fantasmas y estrellas por ahí­, como si fuese normal. ¡Es difícil de entender sin jugarlo!

No les recomiendo que paguen por Trauma. Lo pueden comprar acá, y está 6 euros (como mínimo, pueden pagar más). Pero a la mayoría no le va a gustar. Pueden contactarme y se los voy a “prestar”, si quieren. Se los recomiendo solo a los gamers dispuestos a una experiencia diferente: no esperen tiros ni enemigos ni violencia. Trauma es sobre otra cosa, es sobre algo más.

¿Otros?

Como decía arriba, hay muchos que no quedaron por una razón u otra. Half-Life es un juego que me apasionó en mi juventud, pero sus puntos fuertes son históricos y su historia es más bien… meh. Bioshock es un muy buen FPS con una historia increíble, pero no sé si al punto de meterlo con estos otros. De hecho, creo que todos los shooters comparten un problema: son excesivamente lineales. Me cuesta clasificar de ‘poético’ algo que no se presta a la interpretación. Por supuesto, puede haber excepciones que no conozco.

Esos son mis cinco. ¿Cuales son los tuyos?

15 Comentarios

  1. Los mismos que dijeron arribe (Bastion, Limbo, Monument Valley) y Thomas Was Alone, este último por su historia, música y narración

  2. The Vanishing of Ethan Carter se me viene a la mente, ahora que dijeron Bastion, de los mismos creadores: Transistor. De los viejos mi favorito es y será la saga de Monkey Island, no sé si es poético pero de chico me quedaba inmerso en el mundo de esos juegos por horas y horas.

  3. The Stanley Parable: http://store.steampowered.com/app/221910/

    “La Parábola de Stanley es un juego de exploración en primera persona. Jugaras como Stanley y no jugaras como Stanley. Seguirás una historia, no seguirás una historia. Tendrás opciones, no tendrás alternativas. El juego tendrá un final, el juego nunca terminara.”

  4. A esta genial lista le agregaria Machinarium (varios ya lo nombraron por aca arriba) y Brothers: A Tale of Two Sons.

  5. Antichamber, Bastion, Transistor, Beyond Good and Evil, The Bridge, Child of Light, Deadlight, This War of Mine, FEZ, Papers Please, pid, The Swapper.

    Y peliculas que valen ver la pena, más o menos dentro del topico.: Gameloading: Rise of the Indies, Indie Game: The Movie, Free to Play.

    Abrazo, la radio esta re buena.

  6. Yo pondria en la lista The last of us, porque va mas alla de un simplacho juego de zombies, te mete en la piel humana, su desesperacion, su instinto de supervivencia, el cariño, todo.

    Realmente es un juegazo con un trasfondo muy profundo, es el ultimo de los grandes que he jugado y que realmente te cambian algunas formas de ver todo, aun hoy a año y algo de haberlo finalizado recuerdo imagenes fuertes de la historia. Muy recomendable para quien no lo ha jugado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here