Una memoria SD “a prueba de agua”

Hemos hablado de que los pendrives son, en general, verdaderos guerreros del camino. Que soportan caídas, golpes, maltrato y hasta lavadas en el lavarropas dentro de un jean por un olvido del dueño, pero esta noticia eclipsa absolutamente todo mito viviente sobre las memorias flash.

¿Qué puede superar a una memoria que estaba dentro de una cámara que se hundió en un lago – de agua salada – y que después de 2 años fue rescatada por unos buzos y se pudo recuperar la información dentro de la misma? Esto sucedió en la isla de Vancouver y lo curioso, además de lo obvio, es que pudieron encontrar al dueño de la cámara a través de una búsqueda “viral” a través de las redes sociales.

La cámara fue rescatada con importantes signos de corrosión (la sal del mar, como sabrán, es ideal para ello).

Camara rescatada

La persona sin demasiadas esperanzas sacó la memoria SD del slot, como pueden ver, está peor que los restos del Titanic.

Cámara rescatada

El exterior de la memoria no estaba tan corroída al ser de plástico, sin embargo probablemente su interior no sería igual.

Cámara rescatada (memoria)

De todas maneras limpió los contactos, la conectó y sacó las fotos. Increíble. Lo demás, es historia convertida en mito.

¿Cómo funciona una memoria SD?

Existen distintos tipos de memorias flash, pero lo importante es tener en cuenta que el concepto de uso es más o menos el siguiente: cada BIT dentro de la memoria es un transistor que almacena un estado (0 o 1) luego de ser previamente “escrito”. Lo interesante es que este estado puede mantenerse sin necesidad de mantener corriente sobre ellos.

Obviamente hay millones de transistores dentro de cada emcapsulado al que llamamos “chip”. Todo ello es manejado por un controlador que se encarga de comunicarse con el dispositivo con el cual está conectado.

SDHC

Realmente impresiona lo que “se la bancan” algunas memorias aunque muchas veces se las consideran frágiles. Quisiera ver si un disco duro, un cassete o un disquette pueda soportar semejante maltrato natural, ¿qué opinan?

7 Comentarios

  1. Y a mi se me murieron microSDs cuidadas y en blisters. Incluso una dentro del celular. Aparte muertas muertas, la PC ni detecta que las enchufo. Ni la Kingston zafó. Se ve que estoy mufado de manera importante.

  2. No me extraña siendo Lexar, por algo es la más cara y la más elegida por fotógrafos expertos.

    Ese disco rígido externo armado con tarjetas de memoria que alguna vez vi en AltTab, creo que tiene sentido con éste tipo de tankes resistentes, lo veo más interesante que un HD en sí. Lástima el presupuesto que pueda arrojar tal cosa, pero ésta anécdota en cuestión te lo da a pensar.

  3. Pero la informacion en un Pendrive dura 10 años sin enchufarse.
    Un Disco dura hasta que el disco de pudra.

  4. Tremendo blog, recién lo descubro!

    No sabía que podían aguantar tanto este tipo de memorias, siempre me dio la sensación de que si se sumergen estando alimentadas, fueron! Lo que si, es que para almacenar un bit se requiere más que un transistor, el registro básico (1 bit) utiliza 2 compuertas nand y cada nand 2 o 3 transistores. Es impresionante la cantidad de transistores que llevan, si te ponés a pensar en tamaño, te volvés loco!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here